My Fucking Restaurant

 8 marzo, 2018      por Pau Roigé Gargallo

El restaurante más macarra del Raval

Tapas y platillos. ¿Qué decir que no sepamos? Pues mucho! Hay un montón de restaurantes de este tipo que no hacen el comfort food que comemos siempre, pero son sólo unos pocos los que arriesgan con proyectos muy personales y originales; y es allí donde deberíamos ir todos. Es el caso de My Fucking Restaurant, un restaurante que se ha instalado en el Raval para conquistarnos las barrigas y las mentes.

My Fucking Restaurant

Unos originales Tacos crujientes de parmesano con caponata

Detrás de My Fucking Restaurant, este nombre tan macarra, se encuentran Matteo y Nico, dos italianos que llevan ya más de diez años por la ciudad condal. Se propusieron abrir un restaurante único donde hacer justicia a la historia del Raval haciendo deliciosas tapas cogiendo inspiración italiana, pero con productos de temporada y de proximidad. Es de los pocos locales de Barcelona que puede presumir de tener un huerto urbano de donde sacan algunas de las verduras y especias. ¡Genial!

Su carta es muy variada y llena de platos dignos de un restaurante puntero que nunca dejan de mejorar. Esto lo hacen sin renunciar a su idea de que todo el mundo pueda comer sus creaciones; por eso el 90% de su carta no contiene gluten, y los demás alérgenos están cuidadosamente marcados.

My Fucking Restaurant

¡Mira qué burrata! Con coulis de pimiento rojo y aceituna negra

Si quieres saber si un restaurante de origen italiano es bueno, pídete una burrata. My Fucking Restaurant sacó una matrícula de honor en esta prueba. Nos trajeron una burrata con coulis de pimiento rojo y aceituna negra con una presentación preciosa. Además, todos los ingredientes son perfectamente identificables aunque estén tratados para modificar su textura. Muy recomendable.

De allí nos fuimos a sus tacos crujientes de parmesano con caponata. Esta reinterpretación italiana de los tacos nos dejó muy impresionados. La tortilla es un crujiente de parmesano, que envuelve una ensalada caponata fresca y sabrosa (un plato tradicional italiano compuesto por un guiso de hortalizas).

Uno de los platos más únicos que hacen son ‘Las bravas que soñaban ser patatas’. La única pista que te dan sobre el plato está en el nombre: no son patatas. Nosotros no desvelaremos el secreto, ¡tendrás que ir tú! Sólo decir que son las bravas más diferentes que hemos probado nunca, jugando con la textura y el sabor clásico.

También probamos las croquetas de ossobuco y gremolata de cítricos, una gran combinación de sabores intensos que te encantará si eres amante de la carne.

My Fucking Restaurant

Uno de nuestros favoritos: Risotto de azafrán y regaliz con foie gras

Y ahora pasamos a nuestros dos favoritos. Primero su risotto de azafrán y regaliz con foie gras. Está presentado en un mortero de toda la vida, y la atención al detalle de los sabores es espectacular. El regaliz no destaca mucho, pero se nota su presencia lo justo, mientras que el foie gras y el azafrán dan un contraste que nunca habíamos experimentado. Brutal.

El otro es el onglet ecológico con alioli suave, una parte de la vaca poco usada pero con mucho sabor. Te la traen en una parrilla con brasas de hierbas aromáticas que van ahumando los trozos de carne. Se nota que está cocinada al punto por manos expertas, ya que es muy tierna.

Para acabar, nos comimos ‘La delicia de Jerry’ un cheesecake artesanal presentado dentro de un potecito de cristal que da el justo toque dulce que necesitamos para concluir la cena.

My Fucking Restaurant

Un dulce final para la cena: La delicia de Jerry (cheesecake)

Hace falta mencionar la sala privada que tienen al lado de la cocina; es un lujo ver a sus cocineros preparar los platos. Síguelos en Instagram para ver el día a día en su cocina y sus preciosas creaciones.

Datos de interés:

Qué: My Fucking Restaurant.

Cuándo: J – L: 17:00 – 00:00h | M – Mi: cerrado.

Dónde: Carrer Nou de la Rambla, 35.

Precio: aprox. 20/35€ por persona.

Contacto: 936 39 78 27 | Mail 

Más información: Web | FacebookInstagram 

Compártelo con tus amigos y ayúdanos a llegar a más gente :)

La Taverna del Clínic

Un clásico punto de encuentro gastronómico en Hospital Clínic La zona de Hospital Clínic es una de las más concurridas durante el día ya que está llena de oficinas, centros de estudio y, claro, el hospital. Esto hace que durante los años se haya ido llenando de sitios para comer para diferentes bolsillos y tipos de público. Sin duda, uno de los más reconocidos y con más distinciones, es La Taverna del Clínic. [caption id="attachment_23866" align="aligncenter" width="700"] Un precioso Tataki…

Ginette

Mucho más que un restaurante francés Muchos estaremos de acuerdo que el Born es uno de los barrios más bonitos de Barcelona (¡y sin tanta gente probablemente lo sería más!). Encontrar un sitio para comer es muy fácil porque los hay en todos los rincones. Una de las calles donde podemos encontrar cosas interesantes es la calle Rec Comtal y sus alrededores. Y si buscamos un restaurante delicado, con personalidad y que mezcle tres de las mejores cocinas (catalana, francesa…

Cruix

Un espectacular menú degustación para todo el mundo Hablar de menús degustación enciende las alarmas a mucha gente. Son muchas las personas que relacionan este tipo de comidas con restaurantes carísimos, excesivamente lujosos y lejos de su día a día. Pues no. Hay propuestas de menú degustación de una calidad sin mucho rival al alcance de la mayoría de bolsillos. Hoy te hablaremos de uno de estos a los que quieres volver una y otra vez sin cansarte, y que…