Bicnic

 5 diciembre, 2017      por Sergio Martínez

Nueva experiencia gastronómica en Bicnic

 

En ciudades tan variadas gastronómicamente como es el caso de Barcelona, la originalidad es algo que se valora. Y de eso puede presumir el restaurante Bicnic. La idea de este restaurante nace en las entrañas de su primo-hermano, el restaurante Betlem (con el que, de hecho, hace esquina), una charcutería de toda la vida que fue convertida en un exitoso bar de tapas gracias a las ideas de su chef, Víctor Ferrer. “¿Por qué no trasladar el ambiente de picnic a un restaurante?”, debieron pensar durante el desarrollo de la idea de Bicnic. “Ah, ¡y mientras tanto montamos un food-truck!».

Bicnic

Bicnic-Exterior

Pues, dicho y hecho, porque el diseño de este local tiene desde el primer momento un aroma a picnic, próximo a la carretera y rodeado de la sierra catalana. De la misma forma que su food-truck, que de tanto en tanto se pasea por Barcelona para mantener la esencia del concepto que da color al Bicnic. Así que no os olvidéis de buscarlo en futuros eventos de street-food en la ciudad.

El Bicnic ofrece un concepto único dentro de la extensa lista de restaurantes de la ciudad. Dos versiones de restaurante en uno: un 2×1 actualizado. Un área FAST, pensada para una comida más dinámica, de ambiente más urbano y que recuerda a lo que es sentarse frente a la cocina móvil de un food-truck; y un área SLOW, con el mismo concepto de producto, misma calidad, pero más elaborado y pensado para sentaros bien a la mesa y disfrutar de una experiencia diferente. A una buena mesa, y de picnic.

Bicnic

Espacio FAST

En Bicnic encontramos una carta sencilla, clara y directa, ya que no hace falta mucho si lo que se ofrece es bueno. Con productos locales y propuestas muy cuidadas. Entre lo más interesante, sobre todo teniendo en cuenta el lugar que ocupa en la carta, está el súper-ravioli del SLOW (sin foto, que luego nos quejamos de spoilers…). Destacan también la buenísima pinta del tiradito de atún o el calamar relleno, que compite nada más y nada menos que con una carrillera de ternera tierna como la miga de un buen pan de pueblo.

En el área FAST, con una carta todavía más sencilla en línea con el concepto, encontramos el mismo estilo que en su versión relajada, pero el producto reformulado para adecuarlo al estilo de este ambiente. ¡Tendréis que probar los dos para comparar! Destacamos la tostada de tartar mar y montaña, bien intensa y con las dos partes equilibradas, y la mollete de porchetta (muy buena la combinación de sabores). Y con gusto me atrevería con la hamburguesa de “txuletón”.

La clave del Bicnic: un restaurante que apuesta por lo rústico y que es capaz de ofrecer el mismo concepto de producto en dos formatos diferentes, manteniendo una calidad de producto envidiable.

Datos de interés:

Qué: Bicnic Restaurante.

Cuándo: M-S: 13 a 15:30h y 19:30 a 23h | D y L: cerrado.

Dónde: Carrer Girona, 68 (Barcelona).

Precio: Fast: 15-25€ / persona | Slow: 30-40€ / persona.

Contacto: WebMail | +34 933 239 490.

Compártelo con tus amigos y ayúdanos a llegar a más gente :)

Cabaret The Barcelona EDITION

Con la nueva apertura del EDITION llega su perla más especial Barcelona llevaba tiempo siendo candidata predilecta para el imperio EDITION en asociación con Marriott, con hoteles en ciudades como Nueva York, Miami Beach o Shanghai, cada uno único y personalizado pero con el lujo y la sofisticación como denominador común de la famosa cadena.  La inauguración tuvo lugar este verano y desde entonces The Barcelona EDITION se convierte en un nuevo punto de referencia para la ciudad en una…

Oporto

Lo mejor de la comida portuguesaTraemos buenas noticias a los amantes de la comida portuguesa, un nuevo restaurante ha abierto en la ciudad y se llama Oporto. Quien ha podido disfrutar de las tierras lusas sabrá que su gastronomía es exquisita, pero además se caracteriza por su cercanía y familiaridad. Conocedores de la escasez de este tipo de comida en Barcelona, Ana, Carlos y Fausto se adentraron no hace ni dos meses en…

LANDO

LANDO LANDO es un restaurante situado en un antiguo taller de coches de una calle peatonal del barrio Sant Antoni cuya cocina se define como tradicional, internacional y saludable. Con una decoración sutil y discreta en un ambiente tranquilo, el restaurante posee una carta muy reducida con el objetivo de que cada plato esté cocinado con la delicadeza y la atención que merece en el día de su elaboración. De esta forma, en su oferta de platos se reinventan tradiciones gastronómicas…