Casa Xica

 31 julio, 2020      por Rafa Casimiro

La sabiduría oriental en Poble Sec: Casa Xica

Se cree conocer mucho de la cocina asiática, o mejor dicho del sucedáneo que la mayoría conocemos, pero la realidad es que sabemos poco de ella, al menos de la de verdad. De primerísima mano los propietarios de Casa Xica, Raquel y Marc, comparten generosamente todo lo vivido, aprendido, cocinado y degustado en su periplo vital por aquellas lejanías. En el Poble Sec se embarcaron en esta aventura que para ellos es su forma de vida y lo cierto es que, más allá de su destreza y talento en la cocina, hacen de su restaurante un lugar realmente familiar y acogedor.

casa xica

Caballa curada, curry verde y falso tofu de coco

Lo primero que me hace saber Raquel al llegar es el respeto y la sensibilidad que en Casa Xica profesan al vino. Apuestan exclusivamente por vinos naturales (libres en gran parte de componentes químicos, sin excesiva intervención tecnológica y de trato justo con los agricultores). Los sirven por copas y sin carta y eso es precisamente el valor añadido que aportan ya que os someterán a una especie de «tercer grado enológico» por tal de serviros el vino que más se ajusta a vuestro gusto. En cualquier caso, el perfil de las referencias con las que trabajan irá en perfecta consonancia con la originalidad y la chispa de su propuesta gastronómica.

Acto seguido y hechas las presentaciones, empieza el rock and roll: caballa curada, curry verde y falso tofu de coco. El pescado va ligeramente curado en sal y los contrastes del curry verde con el sabor a coco del falso tofu resultan realmente curiosos.

casa xica

Carpaccio de vieiras, «beurre blanc» de ponzu y alga kombu

«Más tataki que carpaccio«, me confiesa Marc mientras me presenta el plato. Resulta un bocado donde se encuentra una carne muy delicada y suave en la vieira pero matizada con sabores de mucha personalidad como el de la salsa ponzu y el alga kombu.

Seguimos con unos deliciosos dumplings crujientes de gamba y foie de bacalao donde destaca especialmente la frescura y el punto terso de la gamba y la masa crujiente y ligera. Todo bien untoso e hilado con el foie de bacalao. ¡Para comérselos de un solo bocado! Y algo de carne por supuesto! Un bao casero a la plancha relleno de steak tartar. Que sea casero está muy bien, pero es que este marca mucho la diferencia y eso está aún mejor. El relleno de steak estaba perfectamente equilibrado con el punto de picante muy bien medido.

casa xica

Cochinillo confitado y crujiente estilo Hong kong

Y lo que vino a continuación es la joya de la corona: cochinillo confitado y crujiente estilo Hong kong. ¡Qué barbaridad de bocado! Qué ternura de la carne (que va al vapor) y qué contraste con el crujiente de la piel (lo acaban en la plancha) y, por supuesto, sabrosísimo. Lo acompañan de una salsa de ostras y cebolla tierna china y se aconseja comer con la mano.

Por si eres un glotón como yo te aviso que, evidentemente, las raciones de las fotos están adaptadas a nuestra degustación para este artículo. Una vez en Casa Xica, las proporciones y la magnitud del deleite serán claramente superiores, ¡no temáis! Además de la carta, encontraréis otras fórmulas como un menú degustación y también un plato del día.

casa rica

Y es que en Asia también se come dulce. O al menos en Casa Xica sí. En este caso me ofrecieron un cheesecake de vainilla, petazetas de chocolate blanco con galleta de praliné. Perfecto broche final con un postre de lo más original.

Os advertimos que Raquel y Marc son dos mentes gastronómicas inquietas y su carta está en constante evolución. Por ello, es probable que si vas, algunos de los platos que os hemos presentado hayan sido substituido por otros que a buen seguro mantendrán el nivel. Si quieres estar atento a lo que van haciendo en Casa Xica, te aconsejamos que visites su perfil de Instagram que os dejamos más abajo.

En resumen, Casa Xica es propone una revisión de la cocina china tradicional hecha desde el respeto pero con todo el descaro y atrevimiento que caracterizan a Raquel y Marc para conseguir así la fusión perfecta entre la cocina asiática y la local . Y todo ello sin perder su identidad propia ya que como ellos mismos afirman: «Expliquem qui som cuinant» (Explicamos quién somos cocinando).

Datos de interés:

Qué: Casa Xica

Dónde: Carrer de la França Xica, 20

Cuándo:  LU de 20.30 – 23.00 h, MA – SA de 13:30 – 15:30 h y de 20.30 – 23:00 h y DO – Cerrado

Precio: Carta – 30 /35 € por persona, Menú degustación: 50 €

Contacto: 936 00 58 58, Web, FacebookInstagram y infocasaxica@gmail.com      

 

Compártelo con tus amigos y ayúdanos a llegar a más gente :)

Narciso

¡Arte hecho comida! No hay mejor descripción para Narciso y es que absolutamente te conquistará desde el primer mordisco, creando con los ingredientes más frescos deliciosas schiacciatas y tablas de la zona.La schiacciata más que ser un pan es una tradición; para crear el bocadillo italiano más gustoso y crujiente, el pan debe cocinarse en horno de leña y servirse calientito. En Narciso está preparado con tres diferentes tipos de harinas, siguiendo una antigua receta italiana.…

BOO Restaurant & Beach Club

¿Te subes a bordo? Boo Restaurant & Beach Club no es un restaurante cualquiera que encontrarás mientras paseas por las calles de Barcelona. Es peculiar, diferente, original y es imposible que pase por desapercibido. Se trata de un emblemático edificio blanco con forma de barco situado en medio de la playa de la Nova Mar Bella, donde el inmenso mar ocupa prácticamente todo el campo de visión, pudiendo así disfrutar de deliciosos manjares típicos de la comida mediterránea como si…

Restaurante Mari: auténtica cocina georgiana

El sabor del Cáucaso No es ningún secreto que en Barcelona podemos encontrar restaurantes de casi todas las cocinas del mundo. Tenemos los clásicos tradicionales, los infalibles italianos, los exóticos japoneses y hasta los emergentes etíopes. Sin embargo, hay que recordar que el mundo es mucho, mucho más grande de lo que nos pensamos. Hoy os traemos un interesante descubrimiento culinario de la mano del Restaurante Mari: la comida georgiana.…